Agencias 
Barcelona, 06 marzo 2015-. El lanzamiento del nuevo Samsung Galaxy S6 en el marco del Congreso Mundial de Móviles 2015 (MWC, por sus siglas en inglés) llegó acompañado de un importante anuncio: el Samsung Pay, un servicio de pago móvil que será compatible con la mayoría de cajeros del mundo. El nuevo sistema forma parte de una nueva era de métodos de pago a través de los teléfonos inteligentes y comercio electrónico que permitirá a los consumidores hacer sus transacciones de una forma más sencilla.
Así las cosas,  con el Samsung Pay los consumidores podrán utilizar sus dispositivos móviles para pagar en una terminal “punto de venta” existente. Para lograr esto, Samsung aplicó la herramienta Near Field Communication (NFC) y una nueva tecnología llamada Magnetic Secure Transmission (MST).
Para ampliar el alcance de su nuevo servicio, Samsung se asoció con redes de pago electrónico MasterCard y Visa, al tiempo que trabaja para extender su alcance con otras compañías como American Express, Bank of America, Citi, JPMorgan Chase, and U.S. Bank, entre otros.
“Samsung Pay reinventará como las personas pagan por bienes y servicios y transforman como utilizan sus teléfonos inteligentes”, dijo JK Shin, principal oficial ejecutivo de la división de comunicación móvil de Samsung Electronics. 
Los consumidores pueden utilizar el servicio en comercios independientemente de que las terminales estén adaptadas para interactuar con el aparato por medio de NFC o la tradicional lectura de banda. Además, la tecnología permite al Samsung Pay soportar etiquetas privadas de tarjetas de crédito (PLCC).
Una vez agregada el usuario simplemente desliza sobre el marco para tener acceso a la aplicación Samsung Pay, escoger la tarjeta de pago deseada, y autenticarse con el sensor de lector de huellas digitales. Tocando la terminal de punto de venta (POS) con el dispositivo, permite una compra rápida, segura y fácil.
Obed Borrero es autor del blog tecnominutos.com.